Silencioso Tao. Reflexiones de un científico al otro lado del espejo

Reseña publicada en Cannabis Magazine, número 126. Noviembre 2014

TÍTULO: Silencioso Tao. Reflexiones de un científico al otro lado del espejo
IMG_4081
AUTOR: Raymond M. Smullyan

TRADUCCIÓN: Fernando Pardo

PRECIO: 16,00 euros

PÁGINAS: 244

COLECCIÓN: Ciencia y sabiduría

TAMAÑO: 14 x 21 cm

PRIMERA EDICIÓN: 1994

ISBN: 978-84-87403-12-5

Raymond Smullyan, autor de este libro, me recuerda por su parecido físico a Allan Wats o Walt Witman. Largo pelo blanco, barba profunda, sonrisa bondadosa… Smullyan es un conocido matemático, lógico, filósofo, pianista y mago, así lo presenta Wikipedia. Nacido en 1919, pronto será un entrañable centenario. Es autor de bastantes libros sobre matemáticas recreativas, sobre ajedrez, filosofía y sobre lógica. Silencioso Tao forma parte de su trabajo filosófico.

El autor nos presenta el Tao como la filosofía más sutil, gozosa y libre que haya conocido en su vida. Éste no es un libro de estudio erudito, «El taoísta me sorprendió como alguien que no busca intensamente algo que no posee, sino que disfruta de lo que tiene». Tan sencillo. El humor impregna toda la visión de Smullyan, que tanto nos habla de la moral, los perros, los ordenadores como sobre el arte de la siesta. «El sabio no se duerme porque deba, ni siquiera porque quiera. Sino porque tiene sueño».

La primera parte del libro intenta explicar qué es el Tao. En la segunda nos explica porqué el Tao es bueno pero no moral. La tercera parte se ocupa de la serenidad en el Tao. Y la cuarta parte nos recuerda que el Tao es una paradoja encantadora. Sobre si se puede definir el Tao, el autor dice que «El budismo zen puede ser adecuadamente descrito como una combinación de taoísmo chino y budismo indio con un toque de pimienta y sal (especialmente pimienta) añadida por los japoneses. Incluso es cuestionable que el budismo zen sea una filosofía. Como muchos seguidores del zen acentúan constantemente, el zen es más una forma de vida, un conjunto de actitudes, una cierta gestald, que un conjunto de proposiciones cognitivas con sentido».

Smullyan aborda por todas partes el intento de explicar el Tao aún diciendo y sabiendo que no es explicable y puede que lo consiga. Con humor, conocimiento y confianza. «¿En qué sentido el Tao es real? Algunos dirán que el Tao solo puede ser conocido mediante la experiencia mística. ¿Qué es la experiencia mística? Casi todo el mundo sabe lo que significa una experiencia estética, pero ¿una experiencia mística? Pueden estar muy relacionadas, pero no podemos decir que son idénticas. Según mi punto de vista, el sentido místico es distinto del sentido estético, como lo es del sentido del humor. ¿Pero qué es el sentido místico, y ¿qué es una experiencia mística? ¿Es una experiencia vaga, o es una experiencia de algo? Y si es una experiencia de algo ¿es una experiencia de algo real o de algo que solo existe en la imaginación?» y sigue.

Todo el libro es así, preguntas ¿absurdas? Seguidas de reflexiones claras y no siempre lógicas. «La mayoría conocéis la famosa historia del filósofo taoísta Chuangtse que soñó que era una mariposa. Al día siguiente musitó “Ayer soñé que era una mariposa. Hoy soy Chuangtse ¿O soy hoy una mariposa que sueña que es Chuangtse?”». Ésta es una historieta que a más de un fumador le resultará familiar.

Deben haberse escrito centenares de libros acerca del Tao, aparte de los textos propiamente taoístas clásicos. Los años en que estuve cautivado por esa mirada taoestiana o zeniana llegué a recopilar decenas de libros y llenar carpetas con textos que hablaban, afinaban, volvían a hablar y afinar y a darle vueltas y vueltas al asunto… era algo como compulsivo, esperaba llegar a dar con esa frase que resumiera todo ¡todo!… y por si acaso ya la tenía y no me había enterado lo guardaba y volvía sobre ello, sobre todo cuando me parecía estar confuso… Visto desde ahora mismo, me canso solo de recordarlo. Es fantástico que tantos autores de diferentes ámbitos hayan recuperado, traducido, interpretado los textos originales. Pero personalmente agradezco libros como éste que arrancan sonrisas y restan importancia a la búsqueda.

Desde la madriguera, Xavier Vidal

Anuncios

Acerca de Revista Ulises

Revista de viajes interores. Aproximaciones a la expansión de la conciencia.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Silencioso Tao. Reflexiones de un científico al otro lado del espejo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s